8.5.14

Nuevos tratamientos contra los piojos


Hace no demasiado escribí un par de posts (uno y dos) sobre la cuestión de los piojos y la evidencia científica existente para su eliminación, especialmente dedicados a aquellos padres hartos de comprobar cómo la cabeza de sus hijos es residencia habitual de estos molestos bichos. Tengo que reconocer que la cosa no quedó demasiado clarificada, ya que los estudios y ensayos eran más bien pocos y con resultados muy irregulares. Por eso me he alegrado al ver que la web de divulgación médica Science-Based Medicine le dedicaba un artículo al tema, con el sucinto título de Lice (piojo en inglés), de la mano de una de sus más prolíficas colaboradoras, Harriet Hall. Pero lo cierto es que mi gozo se ha visto en un pozo cuando, tras leer el posts completo, he comprobado que Hall ha llegado a conclusiones muy similares (y poco decisivas) a las que llegué yo en el segundo artículo, basándose en las mismas investigaciones.

Así que de decidido comprobar personalmente si la cosa sigue tan verde y si existe alguna novedad. Me he arremangado y les he metido caña a Pubmed y Google, a la búsqueda de más contenidos y noticias sobre el tema. Y me he topado con nuevos estudios y nuevos tratamientos, enfocados a combatir los piojos a pesar de la resistencia a los insecticidas que han desarrollado durante las últimas décadas.



Alcohol bencílico

El primero de los relativamente nuevos tratamientos es el alcohol bencílico (que ya mencioné en el artículo anterior porque en 2009 la FDA aprobó su utilización como pediculicida para niños mayores de 6 meses y adultos). Además de los estudios pertinentes para su aprobación (con más de 600 pacientes), estos son otros estudios que se han hecho posteriormente y que han ratificado su eficacia:

- The Clinical Trials Supporting Benzyl Alcohol Lotion 5% (UlesfiaTM): A Safe and Effective Topical Treatment for Head Lice (Pediculosis Humanus Capitis) (2010)
- An ex vivo, assessor blind, randomised, parallel group, comparative efficacy trial of the ovicidal activity of three pediculicides after a single application - melaleuca oil and lavender oil, eucalyptus oil and lemon tea tree oil, and a "suffocation" pediculicide (2011)

Revisando todos los resultados, este tratamiento erradica los piojos totalmente en tres de cada cuatro casos, lo que no está nada mal.

Las ventajas de utilizar el alcohol bencílico al 5% es que tiene relativamente pocos efectos adversos. Además, se vende como una opción "sin pesticidas" ya que su efecto se produce por acción mecánica. En consecuencia, podría deducirse que es realmente difícil que los animales desarrollen resistencia a este compuesto.

Su mecanismo de acción se explica porque el alcohol impide a los animales cerrar sus espiráculos respiratorios, de forma que el aceite mineral de la loción penetra en en su interior, impidiéndoles respirar y matándolos. En la siguiente con microscopio electrónico se observa este proceso.


En la foto de la izquierda vemos un espiráculo normal, con esa estructura de celda de abeja abierta, que es por donde entra el aire. En la foto central vemos un espiráculo cerrado, algo que ocurre cuando hay peligro de que algún compuesto extraño entre. Y finalmente a la derecha vemos cómo el alcohol bencílico mantiene el espiráculo excepcionalmente abierto, permitiendo la entrada del producto que bloquea los conductos.

La desventaja de este tratamiento es que no tiene propiedades ovicidas, es decir, las liendres no sufren ningún efecto negativo, por lo que hay que realizar una segunda aplicación una semana después de la primera, para acabar con todos los piojos que hayan nacido tras el primer tratamiento.

Que yo sepa, la única farmacéutica que comercializa esta solución en España es Cinfa, con su producto Goibi Elimina Antipiojos Loción Nature. Y no, no me pagan nada (pero escucho ofertas, como siempre digo).

Ivermectina

La propuesta más reciente es la ivermectina, un compuesto que ya se venía utilizando como antiparasitario por vía oral desde hace tiempo, pero que ahora se presenta como loción. Fue aprobado en 2012 por la FDA tras testarse sobre casi 300 personas. Posteriores estudios también han obtenido resultados positivos:

Topical 0.5% Ivermectin Lotion for Treatment of Head Lice (2012)
Assessment of the safety and efficacy of three concentrations of topical ivermectin lotion as a treatment for head lice infestation (2013)
Topical ivermectin 0.5% lotion for treatment of head lice (2013)

Según los ensayos, también en este caso aproximadamente en tres de cada cuatro personas tratadas los piojos desaparecieron totalmente.

Este tratamiento se basa en el efecto paralizante que tiene la ivermectina en los invertebrados (pero no en los mamíferos). Según su fabricante este efecto también llega a las crías que están dentro de las liendres, por lo que aunque lleguen a nacer, morirán rápidamente. Así que en principio bastaría con una sola aplicación.

Por el momento no he encontrado ningún producto que se comercialice en España con esta solución.

En definitiva...

A ver qué pasa con estas soluciones nuevas, confiemos que sirvan para minimizar este fenómeno poco preocupante pero nada agradable. El hecho de que no sean fáciles de encontrar todavía en el mercado supongo que se deberá a cuestiones de acuerdos comerciales... y de dinero claro, que es esperable que se resuelvan en breve.

Y no quiero terminar sin recordar algunas ideas que ya resalté en los posts anteriores. Como la redactora de Science-Based Medicine también las incluye en su artículo, me he atrevido a traducir el trocito en el que las menciona:

"Los piojos son más una molestia que un problema de salud. (...) Algunas escuelas han seguido políticas en las que un niño no puede regresar a la escuela hasta que se eliminen todas las liendres. Las directrices internacionales dicen que estas políticas son injustas y deben suspenderse porque se basan en la desinformación y no en la ciencia objetiva. (...)"

Y recuerda también que no hay que utilizar champús pediculicidas "por si acaso", ya que haciéndolo sólo se consigue derrochar dinero y contaminar el medio ambiente. Solo debe recurrirse a estos productos cuando se confirme la infestación.

Actualización

Parece que la permetrina, el insecticida más habitual hasta hace poco, vive sus peores momentos debido a la resistencia desarrollada por los insectos. En el ensayo de 2013 Single application of 4% dimeticone liquid gel versus two applications of 1% permethrin creme rinse for treatment of head louse infestation: a randomised controlled trial se comparó su efectividad con la de la dimeticona, y los resultados fueron claros: tan solo un 15% de efectividad frente a un 70% de la dimeticona.

Por cierto, los tratamientos de dimeticona se basan en un mecanismo similar al del alcohol bencílico, asfixiando al piojo, sin utilizar insecticidas al uso. Hay varias productos a la venta con esta solución, he encontrado estos, aunque es probable que haya más:

- NYDA Pediculicida
- OTC Loció sin insecticida
- Filvit Dimeticona
- Arkopharma Stop piojos loción 

4 comentarios:

Patricia García Berruguete dijo...

A mi tampoco me pagan, pero el producto de Goibi es el único con el que conseguí exterminar a todos esos pequeños cabrones de la cabeza de mi hija mayor..

Un abrazo..

tonia dijo...

Comparto mi experiencia personal, champú con ácido acético (si no se encuentra mezclar champú común con vinagre) y luego peine fino. Para que no vuelva del cole con más piojos se puede peinar al niño antes con un peine común mojado en una solución de cuasia amarga. santo remedio.

Un saludillo.

Anónimo dijo...

Hola buenos días que es la cuasia amarga?

Centinel dijo...

Un planta que se utiliza para tratamientos "alternativos" sin eficacia demostrada.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...