3.8.08

LHC, el espectacular Colisionador de Hadrones

Estos días de asueto veraniego los políticos se van a pescar o a jugar al gol y en los medios de comunicación cobran más notoriedad los frikis, los famosetes y, ¡oh sorpresa para este año!, la ciencia. Eso sí, sin que destaque demasiado por encima de los otros dos temas, que son los que realmente interesan.

Parte de culpa de esta cienciamania (ejem...) la tiene la nave Phoenix, que sigue con sus experimentillos en Marte, confirmando que hay agua en el Planeta Rojo. Repito, confirmándolo. No como han querido hacer entender algunos, descubriéndolo. Porque se conocía la existencia de agua en Marte desde hace bastantes años. De hecho, se envió la Phoenix, una nave que vale un pastonazo pero que ni siquiera tiene ruedas, a posarse en un sitio bastante concreto para que, entre otras cosas, confirmara esa presencia. Y los de la NASA, que cada vez miran más sus inversiones, estaban casi seguros que lo haría. Algunos dicen que habrá más noticias de Marte en los próximos días, a ver con qué (y cómo) nos deleitan los chicos de marketing de la agencia espacial norteamericana.

Y el segundo tema cienciaplayero de este agosto es el LHC, el Gran Colisionador de Hadrones (¡como mola el nombre!, si es que acojona un puñao), que se pondrá en marcha en unos días. Copio pego de la entrada que tiene en la wikipedia, que lo cuenta muy bien y eso que me ahorro de escribir:

El Gran Colisionador de Hadrones (en inglés LHC o Large Hadron Collider) es un acelerador y colisionador de partículas localizado en el CERN, cerca de Ginebra (Suiza). El LHC ha sido financiado y construido en colaboración con más de doscientos físicos de treinta y cuatro países, universidades y laboratorios. (...) El nuevo acelerador funcionará a 271 grados centígrados bajo cero y usa el túnel de 27 km de circunferencia. Los físicos confían en que el LHC proporcione respuestas a los siguientes temas:
  • Qué es la masa (se sabe cómo medirla pero no se sabe qué es realmente)
  • El origen de la masa de las partículas (en particular, si existe el bosón de Higgs)
  • El origen de la masa de los bariones
  • Cuántas son las partículas totales del átomo
  • Por qué tienen las partículas elementales diferentes masas (es decir, si interactúan las partículas con un campo de Higgs)
  • El 95% de la masa del universo no está hecho de la materia que se conoce y se espera saber qué es la materia oscura
  • La existencia o no de las partículas supersimétricas
  • Si hay dimensiones extras, tal como predicen varios modelos inspirados por la Teoría de cuerdas, y, en caso afirmativo, por qué no se han podido percibir
  • Si hay más violaciones de simetría entre la materia y la antimateria
Esta claro, ¿no? Bueno, siempre puedes disfrutar con estas espectaculares fotos del LHC, que te daran una idea de la dimensión del proyecto.

En breve sabremos si realmente va a proporcionar todo el conocimiento que esperamos de él, ya que en unos días lo pondrán en funcionamiento. Eso si no crea un agujero negro y se traga nuestra galaxia, como augura algún enterao.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Organizaciones tan prestigiosas como la NASA usan SUSE Linux Enterprise Server para operaciones informáticas de alto rendimiento en los más importantes supercomputadores.


Los modelos para construir el escudo de la phoenix se diseñaron usando supercomputadoras que corren SuSE Linux con programas avanzados diseñados para este fin. Pero el dato más curioso es el sistema operativo que lleva el módulo de aterrizaje Phoenix Lander.

Esta vez ha sido una variación del Unix bajo un CPU especialmente fortalecido y una placa base producida por IBM.

Varias sondas llegaron a marte anteriormente, pero hasta ahora no sabíamos qué sistemas operativos utilizaban. El procesador es un Rad6000 construído por IBM que se ha endurecido para soportar los estragos de la radiación en el espacio, con una velocidad de proceso de 33 MHz y con unos 128 MB de RAM. El Phoenix Lander usa una variante de Unix llamada VxWorks, que es un sistema operativo incrustado en un chip.


Superordenadores de todo el mundo están funcionando con SUSE Linux Enterprise Server de Novell(R) y prueba de ello es que, de acuerdo con TOP500, proyecto que sigue y detecta tendencias en informática de alto rendimiento (HPC: High Performance Computing), SUSE Linux Enterprise es actualmente la solución de Linux favorita de los mayores superordenadores HPC.

De este modo, de los 50 superordenadores más importantes del mundo, el 40 por ciento están funcionando con SUSE Linux Enterprise, incluyendo los tres más importantes:

* IBM eServer Blue Gene del Laboratorio Nacional Lawrence Livermore,
* IBM eServer BlueGene/P (JUGENE) del Centro de Investigación de Jülich (Alemania), y
* SGI Altix 8200 del Computing Applications Center, en Nuevo México.

Gracias a una oferta de software de código abierto económica y de alta calidad y hardware de bajo coste, Novell y sus partners permiten disfrutar de las mismas funcionalidades informáticas de alto rendimiento de las que se benefician los superordenadores a empresas y clientes del denominado segmento mediano de distintos sectores, como el manufacturero, el de la investigación o las entidades académicas.

Clientes como Audi, la división de Supercomputación avanzada de la NASA, MTU Aero Engines, el Instituto de Tecnología de Tokio, Porsche Informatik, la Universidad Nacional de Seúl, la Universidad de Tecnología de Swinburne y Wehmeyer están utilizando superordenadores y clusters de ordenadores con SUSE Linux Enterprise Server para gestionar cargas de trabajo de misión crítica con tiempos de parada mínimos.

En el caso de la división de Supercomputación Avanzada de la NASA, tres de sus superordenadores funcionan con SUSE Linux Enterprise de Novell. Estos equipos se utilizan para evaluar si tecnologías de próxima generación cumplen los requisitos científicos y técnicos, programas de lanzamiento y funcionamiento de sus sistemas de control, así como para el soporte de iniciativas de operaciones espaciales, científicas y aeronáuticas de la NASA. Además, el próximo superordenador de la NASA, cuya finalización está prevista para este verano, también funcionará con SUSE Linux Enterprise Server y, cuando esté instalado, será uno de los mayores sistemas SGI Altix ICE, equiparable al actual tercer superordenador más potente del mundo.

“En la NASA trabajamos para resolver algunos de los desafíos más complejos de la ciencia, por lo que es fundamental contar con un sistema operativo que nos permita lograr el más alto nivel de funcionalidad informática. Cuando elegimos un sistema operativo, nuestras dos principales consideraciones son el rendimiento y la flexibilidad. Contar con el sistema operativo adecuado nos permite superar los límites del rendimiento informático e introducir nuevos niveles de innovación en nuestros programas espaciales, científicos y aeronáuticos”, afirmó William Thigpen, engineering branch chief de la división de Supercomputación Avanzada de la NASA.

El ámbito de la informática de alto rendimiento también supone una oportunidad para los partners de Novell. Así, empresas como Appro International, Atipa Technologies, Cluster Resources, HP, Penguin Computing, SGI y Teradata están incorporando SUSE Linux Enterprise Server a las soluciones informáticas de alto rendimiento que suministran a sus respectivos clientes.

SUSE Linux Enterprise lleva siendo líder del mercado de la informática de alto rendimiento durante más de una década, un liderazgo basado en la potente herencia técnica de esta distribución.

“SUSE Linux Enterprise se ha convertido en el sistema operativo HPC de referencia gracias a sus capacidades de rendimiento y escalabilidad, y a la amplia variedad de software de fuente abierta y herramientas de desarrollo disponibles. Al aprovechar las ventajas de los servidores estándar y grupos de ordenadores que están funcionando con SUSE Linux Enterprise, los clientes y colaboradores pueden crear e instalar los mejores productos y aplicaciones de tipo HPC del mundo”, afirmó Carlos Montero-Luque, vicepresidente de Gestión de Producto de Soluciones de Plataforma Abierta de Novell.

Estadística de Top 500 por familia de Sistema Operativo - Junio 2008

Estas son las principales conclusiones de la lista con el Top-500 de supercomputadores mundiales, publicada hoy desde la Conferencia Internacional de Supercomputación que se celebra en Dresden. Según el informe el gigante azul ha fabricado 210 de los 500 sistemas, incluidos cinco de los diez primeros, encabezados por el Roadrunner, el supercomputador del Departamento de energía estadounidense que recientemente ha superado la barrera del petaflop, siendo además uno de los que tienen mayor eficiencia energética. El segundo fabricante por número de sistemas en el top es HP con 183 y Sun Microsystem puede presumir de la fabricación de cuatro de los diez primeros. Por procesadores, Intel domina el 75 de los sistemas y el 90% de los que integran de cuádruple núcleo, utilizados en la mitad de las máquinas. La mayor parte de los sistemas contienen entre 2049 y 4096 procesadores, más del doble que hace seis meses. En cuanto a sistemas operativos se impone SUSE Linux Enterprise de Novell, que gobierna nada menos que 20 de los 50 primeros, incluyendo los tres superordenadores más potentes. La lista contiene una incorporación significativa por lo poco usual que es ver un “Windows” en este tipo de sistemas. En concreto en el puesto 23 un Windows HPC Server 2008, que además es la primera vez que corre sobre hardware de IBM. Por países, Estados Unidos aloja a 257 máquinas, Reino Unido 53, Alemania 46, Francia 34, Japón 22 y China 12.

Y nosotros podemos disfrutar de todo ese poder con nuestro humildes PCs y openSUSE!.

Fuentes:

* Top500.org
* The Inquirer ES - IBM, Intel y SUSE Linux dominan la supercomputación mundial


Fuentes:

http://www.microteknologias.cl/blog/?p=1311
http://www.theinquirer.es/2008/06/18/imb_intel_y_suse_linux_dominan_la_supercomputacion_mundial.html
http://www.nasa.gov