22.12.10

Ley Sinde: Por qué me alegro de que no la hayan aprobado

Como todos sabemos, al final el PSOE no ha logrado los apoyos necesarios para que la ley Sinde fuera aprobada, así que, de momento, las cosas siguen como estaban. En parte me alegro, y estas son las razones:
  1. Que quede claro que pienso que los creadores deberían poder tener posibilidad de vivir de sus creaciones ganando dinero con ellas. Si el público les acepta, claro.
  2. Pero el sistema actual favorece a unos tipos concretos de creaciones (sobre todo cine y música) y a un grupo concreto de creadores.
  3. Ya vale de hablar de descargas ilegales. Los jueces en numerosas ocasiones han dicho que compartir música no es ilegal en España.
  4. No es coherente aprovecharse con lo que me gusta de una ley y renegar del resto. El canon por copia privada permite a los creadores ingresar mucho dinero como compensación de la copia privada (que incluye la posibilidad de compartirla). Entonces, ¿la copia es se puede hacer o no?Además, el criterio de aplicación del canon es discriminatorio. Si un bar tiene que pagar un pastizal por poner música, porque obtiene "un valor añadido" en su negocio, ¿por qué los músicos no pagan un canon al fabricante de instrumentos, al de furgonetas o al de equipos de sonido, si también obtienen un evidente valor añadido?
  5. Las formas han sido sencillamente vergonzosas: Como los jueces, una y otra vez, no han interpretado la ley como a los creadores les gusta, se intenta sacar una ley para que la investigación y la decisión inicial de cerrar o no una web la tome un grupo afín a los mismos.
  6. Una ley de ese tipo es pan para hoy y hambre para mañana. Criminalizando a los clientes nunca ha sido la mejor forma de vender más. Se puede ganar dinero con sistemas de venta más acordes con los tiempos que vivimos, y si no que se lo pregunten a iTunes, plataforma desde la que se vendió una cuarta parte de la música en USA en 2009. Se trata de desarrollar modelos de negocio nuevos, pero claro, para eso hace falta cambiar muchas cosas y eliminar muchas poltronas. Por ejemplo, no tiene sentido pagar lo mismo por un libro digital que por uno en papel, por razones evidentes.
  7. Por mucha ley que se hubiera aprobado, en poco tiempo habría salido otra forma de compartir contenidos. Los que estamos en la red desde sus inicios lo llevamos viendo desde siempre, ningún método de control es invulnerable y los contenidos "no oficiales" siempre han sido fáciles de conseguir.
  8. A lo que los creadores deberían temer es a su competencia y a su propia incompetencia. Me refiero a los innumerables contenidos gratuitos que uno puede encontrar en la red. Música, documentales, animaciones, diseños, fotos, etc, de gran calidad, cedidos por aficionados, generosos, interesados, o quien quiera que sea, de forma gratuita. ¿Es que eso no es arte? Es fácil encontrar canciones magníficas, artículos maravillosos, libros muy interesantes, fotos alucinantes y documentales muy dignos gratuitos. Como los creadores "de cobro" no se pongan las pilas ofreciendo más y mejor, tendrán que dedicarse a otra cosa.
Y para completar, recomiendo leer estos artículos:

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...